Para el abogado querellante, la víctima «iba a encontrarse con alguien de su confianza». Aún se busca el casco que usaba y el arma homicida.

«Nos encontramos con mucho trabajo dentro del expediente, muchas medidas probatorias pedidas por el equipo fiscal, de las cuales no podemos dar detalles para no entorpecer la investigación», afirmó el abogado querellante Cristian Arana a una semana del crimen de Romina Karban.

En relación con la causa y los posibles autores del crimen de Romina, Arana sostuvo que «a medida que pasa el tiempo, la hipótesis de alguien cercano al círculo íntimo se fortalece, al menos desde la querella», aunque aclaró que al hablar de círculo íntimo, «no necesariamente nos referimos a la pareja o la familia, ya que todos tenemos personas de confianza en nuestros vínculos».

Respecto a las hipótesis, Arana mencionó que algunas, como la del robo, se están descartando debido a la forma en que se encontró la moto de Romina, con la llave puesta y el candado, tal como ella solía llevarla, junto con la mochila con el teléfono adentro. «No hay indicio de que haya sido un robo, y de esta forma vamos descartando esa hipótesis», afirmó el abogado.

 Cristhian Arana, abogado querellante de la causa.

Por otro lado, Arana señaló que, por el momento, la autoría material por parte de la pareja de Romina también se descarta, ya que «ha demostrado su colaboración, impulsando la acción, realizando la denuncia correspondiente, colaborando con la policía y proporcionando información sobre sus actividades ese día».

La querella sostiene que la víctima «iba a encontrarse con alguien de su confianza» y aclaró que ni la pareja ni algún miembro de la familia son las únicas personas de confianza.

TRABAJO DE LA FISCALÍA

Arana elogió el trabajo del Equipo Fiscal N°1 a cargo de la fiscal Liliana Lupi, destacando que «nos encontramos con mucho trabajo dentro del expediente, pero no podemos revelar cuáles son todas esas medidas que se están llevando a cabo para no entorpecer la investigación, así como otras medidas que estamos solicitando que se lleven a cabo. Se está trabajando mucho, de manera seria y hermética, dada la gravedad del caso».

Según el abogado querellante, el secuestro de los teléfonos celulares, incluido el de Romina, es vital para la investigación y será de gran importancia cuando sean peritados. «La información que se obtenga de estos teléfonos será crucial», aseguró.

Foto gentileza Analia Martínez

Arana insistió en que «es crucial no solo la geolocalización, sino también el contenido de los mensajes, las llamadas, el contenido de las redes sociales, WhatsApp, Telegram; todo es importante en este momento».

Arana se mostró optimista sobre los resultados de la investigación de la Fiscalía Penal N°1 de Sáenz Peña y espera tener más novedades en los próximos días.

BÚSQUEDA DEL CASCO

En cuanto a los rastrillajes y allanamientos, el abogado dijo que se están realizando desde el primer día y que en los últimos días se centran en encontrar el casco de Romina y el arma homicida. «Estos son los dos elementos fundamentales, pero también contamos con algo que, creo, nos dará la solución del caso, y es el teléfono de Romina», aseguró la querella.

Diario Chaco